Estás leyendo

Mucho talento. Kuki Errante presentó “Música Popular Argentina”

img045

 

 

“Música Popular Argentina” se denomina el primer material discográfico del destacado músico chivilcoyano ‘Kuki’ Errante. Un CD con seis canciones que mezcla el tango con el folclore, donde puede escucharse mucho violín pero acompañado del bajo, la guitarra, bombo legüero, todos instrumentos interpretados por Errante.

 

 

 

El repertorio escogido para su primer CD fue apuntado al oído pero también a los pies de quienes lo adquieran porque su intención es que puedan escucharse sus canciones, pero también bailarse.

 

 

 

 

El disco está  a la venta en Pop Music y en Garis fotografía. Para contrataciones de ‘Kuki’ Errante, los interesados, pueden comunicarse al teléfono móvil 02346 15650682.

 

img046

 

 

“Es mi primer material discográfico como solista, me encuentro muy feliz, muy contento, es una realidad, está ya entre nosotros para que la comunidad chivilcoyana pueda escucharlo, compartirlo, disfrutarlo”, señaló ‘Kuki’ Errante.

 

 

 

 

E indicó: “Pido a la comunidad que la apoye a los artistas chivilcoyanos, hay mucha que lo hace y estoy sumamente agradecidos, compren discos porque hay muchas bandas que últimamente sacaron discos muy buenos como Desesperados en el que tuve la suerte de interpretar algunas canciones con ellos en el violín, también Oesterheld y tantos otros que le ponen mucha corazón”.

 

 

 

-Un repertorio que hace honor al título…

 

 

 

 

-Cuenta con un repertorio acorde a la denominación del disco, una música que nos identifica en el mundo, es una música muy rica. Me demandó bastante tiempo grabar los temas para el CD, pero fue hacer música y termina siendo en definitiva algo que elegí, horas de dedicación a aquello que me gusta, que me apasiona, una vocación y también medio de vida.

 

 

 

 

Llevan muchas horas de grabación pero también de estudio preparar cada canción, son pocos temas pero es un repertorio de un canon muy folclórico que se escucha en todas las peñas. ‘La chacarera del violín’ es una canción que todo violinista folclórico la toca porque es un clásico; ‘la siete de abril’ es una zamba que está dentro de las más hermosas también inclusive para los bailarines y se llama de esa manera porque el 7 de abril es el día nacional de la zamba. ‘La última copa’ es un tango de Francisco Canaro que hizo famoso Gardel. Hay diferentes estilos como un gato, dentro del folclore que cada uno además tiene su coreografía. Fue apuntado este disco no solamente para que sea escuchado sino para ser bailado por gente de los ballet y tiene un repertorio muy festivalero abarcando la música popular argentina. Lógicamente quedaron muchos temas afuera también por una cuestión de costos, grabé un disco y quiero seguir grabando muchos más, estimo en meses volveré a meterme en un estudio de grabación nuevamente.

 

 

 

-¿Porqué el primer CD de música popular?

 

 

 

 

– A los 11 empecé a tocar tango y folclore desde muy chico ya lo bailaba y zapateaba con el Ballet Chivilcoy, es la música que me llegó desde pequeño aunque toco otros géneros musicales también.

 

 

 

 

Es un disco que tiene la característica que me introduje en el estudio de Gabriel Bartomeo a quien agradezco su participación en el disco y sumamente importante porque mezcló todos los instrumentos debido a que grabé todos los instrumentos tanto la guitarra, el bajo, el bombo legüero, los violines de forma unipersonal pero es mío.

 

 

 

 

-¿Cómo sigue la difusión?

 

 

 

 

 

-La mitad de este año o todo aquello que sea necesario me dedicaré a difundir el disco, defender el material que recién empezó a escucharse y llevarlo como estandarte, presentarlo en todos los lugares que sea necesario en 2.017. Tengo muchos proyectos más, 2.016 fue bueno pero espero que este año sea mucho mejor.  La presentación oficial será en el mes de marzo en un teatro chivilcoyano, la estamos produciendo con Hernán ‘Chueco’ Figueroa.

 

 

 

 

-El tango, el folclore, ¿está llegando más a la juventud?

 

 

 

 

-Actualmente, afortunadamente, es también normal que los jóvenes escuchen folclore, escuchen tango que tal vez en otros tiempos no sucedía porque el tango solamente era para la gente grande Aquello que vengo haciendo desde hace algunos años con ‘Tangolpeando’ o bandas que toco es romper con ese mito que la juventud no escucha tango y no escucha folclore, no obstante, logramos romperlo quedando de lado que es una música cursi o solamente para adultos mayores.

 

 

 

 

Hay muchas orquestas jóvenes y cantantes de tango y folclore actualmente. Además, con sus look personales no con el saco, corbata o el moño sino que parecen algunos por su aspecto que hacen rock & roll o heavy metal, sin embargo, cuando se suben al escenario tocan el violín o el bandoneón de una forma increíble, es también aquello que rompió con ese muro que solamente el tango y el folclore sea únicamente interpretado por personas mayores.

 

 

 

 

-Se van cumpliendo objetivos…

 

 

 

 

-Realmente muy satisfecho a los 30 años de recorrer un rico camino musical y espero seguir recogiendo los frutos de todo aquello que voy sembrando. De hecho en 2.014 junto a Sandra Vázquez pudimos ganar el Premio Carlos Gardel que es el más importante que se entrega a los músicos del país y con un material gestionado, lo apoyó la gente a través de una página denomina ‘Ideame’, el disco aún no había salido y las personas podían pagarlo antes, de esta manera colaboró con el artista para poder fabricarlo y no es poco cosa porque primero hay que grabarlo, meterse en un estudio, abonar horas de grabación de mezclas y mastering, luego hacer las copias, comprar los discos, imprimirlos, realizar los diseños, las fotografías, también está la parte física, una gráfica, no es nada sencillo, son muchas cosas y todo de manera independiente, de la misma forma que sale este disco propio que estoy presentando. El año pasado concurrimos a tocar a México que fue una experiencia muy buena también.

 

 

 

 

-¿Cómo arranca tu vida musical instrumental?

 

 

 

 

 

-Empecé a estudiar la guitarra con Wilfredo Azari un guitarrista fenomenal que tocaba con púa y acompañó a muchos cantantes, luego comencé a tocar el bajo un instrumento que todavía la gente no identifica su sonido, qué función cumple y sin embargo es muy importante no es lo mismo escuchar un tema con y sin bajo, cuando el bajo no está se siente un vacío tremendo.

 

 

 

Posteriormente incursioné en el charango que me pareció un instrumento muy lindo, tocando con Pablo Sosa, también toco el ukelele y enseño a alumnos pequeños, después ingresé al Conservatorio donde estudié guitarra, canto y en el 2.003 se me dio por el violín.

 

 

 

 

 

-¿Qué te atrapó del violín?

 

 

 

 

 

-Un instrumento que tiene mucho sentimiento porque es una prolongación del cuerpo, lo siento como una parte más de mí, aunque todavía lo sigo estudiando porque es un instrumento difícil porque no tiene marcas el diapasón como lo tiene la guitarra o el bajo que tiene trastes, el violín no tiene trastes, entonces es muy complicado ubicar las notas, lleva mucho trabajo y además la complejidad de tener un arco haciendo que las notas suenen de otra manera no ejecutadas con los dedos sino con un arco, es difícil pero como todo sacrificio al final tiene sus frutos debido a que el sonido, el producto final es una belleza. Me agradan mucho los instrumentos de cuerda. Todos tienen su complejidad, está en el tiempo que se le brinde para conocerse con ese instrumento.

 

 

 

-¿Y la música en la vida de ‘Kuki’ Errante que representa?

 

 

 

 

-A este mundo venimos a cumplir una determinada misión que podemos descubrir a los cinco años, a los quince, a veces a los 30 años o pasaron 60 o 70 años sin darnos cuenta a que vinimos a este mundo, no obstante, particularmente se la misión que vine a cumplir a este mundo pero no elegí la música sino que la música de alguna manera me eligió a mí para que la interprete. La música es mi filosofía de vida, la música es mi bandera y me expreso a través de los instrumentos musicales que no solamente me hacen bien a mí a la hora de tocarlos sino que también a quien escucha el hecho de llegarle un sentimiento como es la música con las notas, las letras y hace bien al alma.

 

 

 

 

Cantar hace muy bien, tocar un instrumento también, por eso recomiendo que los padres apoyen a sus hijos si desean tocar un instrumento tal como hicieron mis padres conmigo. Si desordena la clase en el jardín o en la escuela no significa sea hiperactivo sino que pueda resultar un artista que siente ganas de cantar, ganas de bailar, ganas de pintar. Todos los niños nacen artistas y deben ayudarlos a que aprendan a tocar un instrumento, hay muchos profesores particulares, en mi caso me dedico de lleno a la música porque no solamente toco sino que enseño durante la semana también.

 

 

Articulos relacionados

Dejar un comentario