«Mi tristeza» Emanuel Bibini

Estoy triste y se los digo.
La amargura de un ensueño
de noche me quita el sueño.
Leen tristeza, y yo prosigo
escribiendo versos ligo
tristeza con alegría
canciones con la poesía.
Pero que nadie se engañe.
Hay una pena y me atañe.
¡Cuánto duele el alma mía!
Al dolor que hay en mi alma
ojalá pueda sanarlo
pero es difícil curarlo
cuando no se encuentra calma.
Miro mi mano y la palma
me sangra terriblemente
o acaso una pena hiriente
se desangra acá en mi pecho.
Me siento como en un lecho
cual muerto que ya no siente.
Hay días en los que quisiera
quizás para caminar
o para algún mate tomar
tener una compañera
¡Qué sé yo! Que sea cualquiera
que me hiciera compañía.
Como loca epifanía
que me cuente algún misterio
pero, se los digo en serio
Necesito compañía.
Solo, con mi soledad
me siento yo desolado.
Como loco, abandonado
por mi propia realidad.
Sea o no sea la verdad
así mi corazón piensa.
La cosa se pone tensa
al pelear conmigo mismo.
Y se lanza hacia un abismo
mi alma, triste como intensa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *